El Trabajo Espiritual de las Naciones Unidas y la Liberación de la Humanidad

Las Aguas Purificadoras y el Trabajo Espiritual de las Naciones Unidas

Febrero del 2009

El verdadero problema de las Naciones Unidas es doble; implica distribuir adecuadamente los recursos del mundo a fin de que no haya necesidades, y dar igual oportunidad y educación a los hombres de todas partes. Las naciones que poseen grandes recursos en realidad no son sus dueños, sino custodios de la riqueza del mundo y depositarios de la misma, para bien de sus semejantes. Llegará inevitablemente el momento en que, en bien de la paz y de la seguridad, los capitalistas de las diversas naciones se verán obligados a darse cuenta de ello y a reemplazar el viejo principio (que los ha regido hasta ahora) de adueñarse codiciosamente de los recursos, mediante el principio de compartir.

El Maestro Tibetano, Djwhal Khul en Los Problemas de la Humanidad

Él trabajó con fuerza y violencia. Con grandes esfuerzos él logró desviar ambas corrientes del curso que habían seguido durante décadas. El Alfeo y el Peneo vertieron sus aguas a través de los establos llenos de estiércol del Rey Augías. Los impetuosos torrentes barrieron la inmundicia largamente acumulada. El reino fue purificado de toda su fétida lobreguez. En un solo día había realizado la tarea imposible.

Los Trabajos de Hércules, Alice A. Bailey

Estimados Amigos,

La historia de las dramáticas experiencias del más popular de los héroes griegos, Hércules, ha sido celebrada a través de historias, esculturas, pinturas e incluso de la geografía del mundo antiguo.

La misión de Hércules era realizar doce grandes trabajos, bajo cada uno de los signos zodiacales, y por medio de estos trabajos llevados a cabo en el plano físico, tenemos un vívido recuento del viaje del Alma, que ha de realizar cada individuo que despierta y, oportunamente, la humanidad como una totalidad.

A través de estos doce grandes trabajos, este héroe-instructor representa, simbólicamente, el viaje de regreso del Hijo Pródigo al Hogar del Padre.

El recuento de las luchas de Hércules son las luchas actuales de la humanidad: por medio de pruebas y errores, espoleada por el dolor y el sufrimiento, la humanidad ha de liberarse del maya, el espejismo y la ilusión que oprime la gloria y el poder de la realidad espiritual interna.

La labor requerida a Hércules bajo la influencia de las energías de Acuario es asombrosamente aplicable a la crisis política, económica y ecológica actual de la humanidad. Cuando Hércules se acercó a las tierras donde gobernaba el Rey Augías, inmediatamente se le presentó su reto: "Un horrible hedor que lo hizo desfallecer y lo debilitó, asaltó su nariz… él erró por el asolado lugar y vio marchar a una carreta cargada con muertos apilados, las víctimas de la pestilencia".

¿No es esta nuestra experiencia ahora cuando presenciamos las dolorosas ramificaciones acumuladas por una sociedad mundial basada en el temor, la codicia y el materialismo, que endurece su corazón contra la compasión, la decencia y la bondad?

Mientras miramos las noticias vespertinas, ¿no nos vemos asaltados por todas las formas posibles de la "desolación y fétida lobreguez" que produce angustia y sufrimiento a incontables millones en nuestro planeta, tanto en el reino humano como animal?

Como se describe en la Carta de las Naciones Unidas, la visión y esperanza de sus Fundadores era la creación, si no de un mundo "libre de pestilencia", al menos de un mundo que pudiera progresar hacia la eliminación de "la desolación y la pestilencia".

Actualmente, en todas las disciplinas y sectores científicos, económicos, culturales, sociales y religiosos, muchos reconocen y comprenden la naturaleza interdependiente, interconectada e interrelacionada de la vida. Sin embargo, el comportamiento de la humanidad todavía no refleja ese entendimiento y esa realidad.

Como está articulado en su Carta, los pueblos de las Naciones Unidas están determinados a "salvar a las sucesivas generaciones del flagelo de la guerra" y a "promover el progreso social para lograr mejores niveles de vida en una mayor libertad".

No obstante, el 17 de junio de 1992, en su informe An Agenda for Peace (Una Agenda para la Paz), el entonces Secretario General Kofi Annan, mientras recalcaba el hecho de que la ONU es sólo un reflejo de sus estados integrantes, también señaló al molesto disgusto por la incapacidad de la ONU para cumplir su mandato, atribuyendo el fracaso, en ese momento, a "las adversas décadas de la guerra fría":

"Las Naciones Unidas es un encuentro de Estados soberanos y lo que puede hacer depende de los acuerdos que puedan lograr. Las adversas décadas de la guerra fría hicieron imposible cumplir con la promesa original de la Organización".

Con esperanza, se refirió a la creciente convicción de las "naciones grandes y pequeñas", espoleadas por el punto de referencia de un nuevo milenio:

"En estos meses pasados ha aumentado una convicción, entre las naciones grandes y pequeñas, de que se ha vuelto a ganar una oportunidad para lograr los grandes objetivos de la Carta: una Naciones Unidas capaz de mantener la paz y la seguridad internacional, de asegurar la justicia y los derechos humanos y de promover, en palabras de la Carta, "el progreso social y mejores niveles de vida dentro de una mayor libertad". Esta oportunidad no se debe desperdiciar. La Organización nunca debe volver a estar incapacitada como estuvo en la era que acaba de pasar".

Desafortunadamente, hasta la fecha, esa oportunidad no se ha dado. A diferencia de Hércules que pudo realizar su noble tarea en un día, la humanidad todavía avanza pesadamente y lucha. El flagelo de la guerra continúa rondando a la humanidad y la fetidez del sufrimiento aumenta, mientras presenciamos el apilamiento de los "muertos" y la continua devastación.

Después de que las bombas y el poder del fuego es sofocado; después de que han descargado su carnicería, destrucción y, en muchos casos, toda semblanza de civilización, las Naciones Unidas se apresura y arriesgando sus propias vidas, los valientes servidores de la humanidad traen el socorro y la ayuda para los heridos y los que sufren.

Para lograr contexto y ayudarnos a lidiar con este frustrante fracaso, nos referimos a la visión de Dag Hammrskjöld, el segundo Secretario General, quien entendió muy bien esta tensión entre el esperado ideal y el fracaso de la humanidad para realizarlo:

"La ONU refleja tanto la aspiración como el quedarse corto para cumplirla, pero la lucha constante para cerrar la brecha entre la aspiración y su realización, como siempre, hace la diferencia entre la civilización y el caos".

Y así, inspirados por los numerosos discípulos de la humanidad que nos han antecedido y allanado el camino, continuamos luchando por el logro de la visión.

Sumando nuestra cuota de Luz, Amor y Poder a las energías del Alma que buscan expresarse por medio de esta organización, este mes trabajaremos con la oportunidad suministrada por el signo de Acuario y sus energías acompañantes, esforzándonos para traer las aguas curadoras a las Naciones Unidas.

Debido a que Acuario es un signo de aire, sus influencias son omnipenetrantes e interpenetrantes. Las siguientes transformaciones se hacen posibles bajo este signo:

  1. El servicio prestado a la personalidad, el yo inferior, puede transmutarse en servicio a la humanidad;
  2. La actividad superficial y egoísta puede transformarse en profunda e intensa intención de actuar en bien de la Jerarquía de Luz y Amor;
  3. La vida autoconsciente finalmente se transforma en una sensible percepción humanitaria. (Astrología Esotérica, p. 110-11 )

Invitamos a quienes vivan en esta área a que se nos unan en meditación y discusión a partir del medio día hasta la 1:30 p.m. el lunes 9 de febrero en el Salón de Meditación de la Sociedad Teosófica de la Ciudad de Nueva York en el 240 East de la calle 53 (entre las avenidas 2ª y 3ª), ubicado en el primer piso, contiguo al almacén Quest Book.

Trabajaremos con la meditación "El Trabajo Espiritual de las Naciones Unidas y la Liberación de la Humanidad" de 12-12:30 p.m. y luego procederemos con la discusión de 12:30 a 1:30 p.m.

*Por favor observe que cambio del lugar de encuentro es únicamente para febrero. El próximo mes, el 9 de marzo, regresaremos al Salón de Meditación de la ONU.

La lista de encuentros de meditación para el resto del 2009 se encuentra en el siguiente sitio web: http://www.aquaac.org/un/medmtgs.html

La cita de este mes y la imagen cósmica se encuentra en: http://www.aquaac.org/qotm/qotm.html

Complacidos por su continua contribución, le incluimos al final de este mensaje, varias sugerencias de la forma en que puede contribuir con esta actividad redentora y le invitamos a enviar sus sugerencias, a medida que trabajamos con el grupo mayor de todos aquellos que buscan ayudar a la humanidad en este momento de necesidad y oportunidad planetaria.

Aquarian Age Community
A 501(c)(3) not-for-profit NGO in association with UN/DPI
http://www.aquaac.org
UN@aquaac.org
Commune@aquaac.org


Formas de Participar y Contribuir con la iniciativa de meditación "El Trabajo Espiritual de las Naciones Unidas y la Liberación de la Humanidad":

  1. Vincularse en el empleo del delineamiento de la meditación "El Trabajo Espiritual de las Naciones Unidas y la Liberación de la Humanidad".
  2. Iniciar un grupo de meditación en su área para meditar y/o discutir acerca del "trabajo espiritual de las Naciones Unidas."
  3. Escriba artículos para los periódicos locales para ayudar a iluminar la opinión pública mundial acerca del papel y el trabajo de las Naciones Unidas.
  4. Solicite el volante "¿Cómo Puedo Apoyar el Trabajo de las Naciones Unidas?"
  5. Comparta sus pensamientos sobre el trabajo espiritual de las Naciones Unidas y afilie a otros al Discussion Forum (foro en inglés) en nuestro sitio de Internet.
  6. Inscríbase al UN News Service y UN Wire para recibir información actualizada del trabajo de las Naciones Unidas.
  7. Conviértase en un UN Volunteer (voluntario de la ONU).
  8. Familiarícese con el UN Yearbook (anuario de la ONU), que coloca 60 años de actividades de la ONU a disposición del público y que fue lanzado por Internet en octubre del 2008.
  9. Haga una contribución financiera a la Aquarian Age Community para apoyar este trabajo. Realice su contribución segura y deducible de sus impuestos.
  10. ¿Tiene sugerencias?